ExperienceSTEEL

Descubre las ventajas de tener un horno con la función “vapor”

Cocinar al vapor nos permite mantener las propiedades nutricionales de los alimentos, ya que no se altera la composición de sus vitaminas y minerales gracias a la retención de humedad durante la cocción. Es por este motivo que se trata de un sistema muy saludable a la hora de cocinar y muy valorado por los expertos culinarios.

Cuando horneamos alimentos con un horno a vapor, contribuimos a cocinar alimentos menos pesados que nos ayudarán a realizar una digestión más ligera, porque entre otras razones, no es necesario usar ningún tipo de aceite para cocinar nuestros platos. Esto nos permite disfrutar de una alimentación sin exceso de grasas. Además, la función a vapor nos ayuda a mantener todo el sabor de nuestras recetas y a conservar mejor los alimentos, debido a que los nutrientes no se diluyen en el agua.

Otra característica destacable, es que esta tipología de horno nos permite cocinar varios alimentos a la vez sin que por ello se mezclen los sabores o los aromas. Además, existen hornos como el de STEEL que incorporan un Termo-ventilador, que es una resistencia ubicada alrededor del ventilador que expulsa la temperatura generada de forma uniforme en toda la cuba del horno, facilitando así que el calor penetre directa y uniformemente sobre los alimentos, permitiendo una cocción totalmente homogénea que ofrece resultados inmejorables.

Así mismo, la eficiencia energética y la rapidez son otros de los aspectos importantes a tener en cuenta a la hora de elegir el horno ideal. Aunque a menudo se piense lo contrario, cocinar al vapor es muy rápido debido a que el horno no se tiene que calentar previamente, sino que podemos introducir los productos directamente justo en el momento de poner el horno en marcha. Además, el consumo energético es mucho menor que el de los hornos tradicionales, por lo que al final se traduce en una inversión económica positiva con el paso del tiempo.

Por último, el vapor puede ser un gran coadyuvante a la limpieza. STEEL incorpora en sus hornos la funcionalidad Combi-vapor que permite una fácil y rápida limpieza, ya que el vapor es de gran ayuda para que se desprenda la grasa acumulada en las paredes del horno. Este aprovechamiento de la temperatura del vapor residual, también evita un mayor consumo de energía y una acumulación de calor y de temperatura innecesaria usada en otros procesos, que a su vez dificultan la limpieza porque resecan la suciedad acumulada en el perímetro de la cuba.